Poemas de Francisco José del Barrio Tosantos, poeta desde el nacimiento,marianista desde 1954,sacerdote desde 1969,misionero en Brasil desde 1971.

El puente

Apagué la luz.
Cerré la puerta.
No había por donde ir.
El vértigo me rodeaba.
Los otros estaban allí.
Seguros y contundentes.
¿Cómo alcanzarlos?
¿Dónde alcanzarlos?
Con la vieja madera
del tronco vacío
había que hacer un puente.
Seguir los planos.

Ellos estaban allí.
Decían mi nombre.

¿Dónde va todo lo que va?
¿Dónde termina todo lo que fluye?
No es el rumbo, sino el cauce.
No hagas puentes, mas zambulle.
No una más. Sino con todos.

Julio 97

Experiencia

Experiencia de Dios
es el silencio
y experiencia de Dios
es la pregunta
y su respuesta,
tejido del encuentro
en el camino.

Y la vida es engendrarse
y es parirse,
es llevarse en las entrañas
y nacerse
y es decirse paso a paso
y es ser dicho,
oir la voz
y mirarse en el vacío
tocar el aire
respirar
desear
estar
más cerca
y más hondo
como si nada
como si todo.

Octubre 97

Soledad

Ya no hay
Quien me beba
Ni me haga florecer.

Sólo queda
El agua sombría
Pudriéndose
En el pozo
De mi honda soledad.

24 julio 2000



De Ti vengo

De Ti vengo.
Y a Ti voy.

Y no sé bien Quién eres.
Y no sé bien quién soy.

Y sé que estás en mi.
Y sé que en Ti estoy.


18 febrero 98


La Fiesta

¡Y la fiesta es para mi,
Señor!

Nunca me echaste en cara
mis salidas nocturnas,
Señor.

Ni tuviste envidia
de la mujer que me amaba,
Señor.

Me hicieron creer que te ofendía,
Que eras tan pequeño
Como mis carencias.
Y eso me irritaba,
Señor.

Eso provocaba mi blasfemia.
¿Cómo podías ser “Señor”
si mi sed
era más honda que tus aguas
y mis deseos
volaban más allá de tus fronteras?

Yo nunca he vuelto de lejos,
Nunca he venido de fuera.
Estabas siempre conmigo.
Eras el Horizonte y la Hondura.
Siempre el Señor.

El plato estaba servido.
Sólo faltaba yo.

27 enero 98

Nuestras vidas son los ríos
que van a dar a la mar
que es...

del manantial al océano
el agua parada se pudre
el cauce seco se muere de tristeza

déjala correr
tú sabrás por dónde

los árboles te darán sombra
las flores ,alegría

agua viva para el mar
que es la vida
tu vida

29. diciembre 2002


Sábado

Sábado,
quince de octubre
a las cuatro de la tarde
por las calles de Sao Paulo.

Somos muchos
y uno
y una
nos cruzamos como espejos
sin decirnos quiénes somos
ni si vamos
o venimos.

Hay una iglesia
que levanta, piedra a piedra,
su arrogancia,
sentenciando nuestra suerte,
abortando su vacío
y su distancia.

Pero ¡si eres Tú, Señor,
El camino que se acerca!
¡Si es un vuelo de miradas
tu silencio
y es tu ausencia como un nido!

Es bueno saber que vienes
que Tú preparas la mesa
que Tú nos lavas los pies
y Tú nos sirves el vino.
Así celebramos juntos
la fiesta de ser amigos.

15 octubre 97

Peregrino

Peregrino de Ti
y porque me amas
Te amo.
Y te amo para amarte
y por amarte
voy a Ti.

Y en los amores
contemplo
y como y bebo
y descanso para seguir.

Son como hermitas
en los valles más serenos,
como capillas asomadas
a los abismos y a los cielos,
entrañables catedrales
arrulladas en Tus sueños.

Y por ellas Te doy gracias,
en ellas y con ellas rezo,
en ellas y por ellas vivo
y parece que me muero.

Y es sólo vértigo de Ti
y, en mi, sus nombres
son miradas
que tocan Tu silencio.

17 abril 98

Amar
cuál es tu fuente?
por dónde fluyes?
en dónde mueres?
(2005)
Oh Dios!
La vida es tan pequeña
para tanta vida!
cómo sueña el corazón,
cómo las manos espigan!
(2008)
Amanece lentamente
y me pregunto
por dónde nos va llegando
la muerte?
(2010)

 

MÁS:

Volver ATRÁS pinchando arriba a la izquierda