Poemas de Sonia Genovesi

La luna y el corazón
(Martes de luna llena y corazón vacío)

Flotando y encendida
ella lo alumbra,
recordándole que la celebración
nunca se dio.
Redonda y completa, diciéndole:
- Persistiré, por siempre.
Herido y en silencio, él escucha.
Quisiera estar allí, como alguna vez,
suspendido, vibrando bajo su luz, bajo su cuerpo.
Pero ya no.
Ella persiste y brilla:
esperará.
Él late y piensa:
espérame ...

Intersticio


A veces siento
que todo está en su lugar,
en el que debe ser,
en el que está signado.
En el tiempo justo
y en su justa medida.
Así es y así está bien .
Son ráfagas, unos segundos,
donde el mundo se acomoda
o yo lo acepto tal cual es,
y todo me parece ajustado.
La culpa deja su martillo,
el miedo deja de latir,
y una benévola sensación de gratitud universal
me invade.
Como la película donde todo cesa
para que el protagonista actúe
con el tiempo necesario y el resto
parece ocurrir lentamente, como esperando
en actitud compañera.
Y miro a los seres que me acompañan
entendiendo el por qué
sin respuestas absolutas.
Aceptando el ahora
sin ansias por mañana.
Recibiendo la vida,
por suerte, para mí.

Junio 2002

Volver ATRÁS, PINCHANDO ARRIBA A LA IZQUIERDA

o